¿Te gustan las paredes de color arena? Son una gran elección: además de estar de plena tendencia en este momento, dan a tu casa un aspecto cálido, como si siempre estuviera bañada por el sol. Y los tonos arenosos son colores atemporales y sufridos, que resisten dignamente las modas, el deterioro y la suciedad.

Entre el beige y el teja o el tostado, los colores arena tienen un amplio espectro de tonalidades entre las que elegir. Se trata de una de las nuevas tendencias en decoración a la que expertos y aficionados nos hemos lanzado sin pensarlo dos veces: los colores naturales cuentan con el favor de todo tipo de público por lo fáciles que son de combinar, por su carácter acogedor y por dotar a los espacios de un equilibrio perfecto.

Las paredes de color arena parecen servir de nexo con la naturaleza, y eso es algo que todos valoramos muy positivamente desde el inicio de la pandemia. Y por la misma razón, los colores arenosos son perfectos para combinar con otros elementos naturales como la madera, los suelos de barro, los tejidos naturales como el lino o el algodón, las fibras vegetales (ratán, bambú, mimbre, esparto y yute).

A qué llamamos «colores arena»

Los colores arena evocan rápidamente la playa. Pero lo que universalmente reconocemos como arena de la playa abarca muchos tonos, desde casi blanquecino a tostado u oscuro. En realidad, los colores arena serían todos los neutros que tienen un matiz cálido, frente a los grises, que se mueven en el espectro de los tonos fríos.

Cómo combinar las paredes de color arena

Acertar con las combinaciones en las paredes de color arena puede no ser tan fácil como parece. Si se utilizan matices demasiado parecidos entre sí se corre el riesgo de «apagar» un ambiente y darle un aspecto triste y mortecino. Por eso conviene hacer un estudio de color, por rudimentario que sea, y elegir un par de tonos (máximo tres) para pintar las paredes.

Hay una regla que siempre es útil para los aficionados a la decoración: la proporción 60-30-10, recoge los porcentajes de uso de cada color. Incluso el último (el 10 por ciento) no necesariamente debe emplearse en forma de pintura: ¿qué tal usarlo como acento solo en pequeños objetos decorativos…?

Los otros dos colores predominantes puedes utilizarlos para crear esquemas de color en diferentes paredes, o incluso en la misma pared, empleando una tonalidad abajo, a modo de friso, y otra complementaria o, en contraste, en la parte de arriba. Si creas una división óptica con una moldura (para pintar también), el trabajo te quedará muy profesional (ideal para pasillos y hall).

Así se usan las cartas de color

Algunas marcas de pinturas de alta gama crean cartas de colores muy estudiadas, en las que se muestran esquemas de color que armonizan muy bien entre sí, y también algunos contrastes más atrevidos, pero igualmente equilibrados. Así lo vemos en las cartas de color de Little Greene, en concreto la de tonos arena, que corresponde a la nueva colección Stone. Esta carta de color presenta 36 tonos, dividido en 6 columnas. Si tienes un espíritu conservador para la decoración, simplemente selecciona dos o tres colores de la misma columna. Por el contrario, si quieres algo más arriesgado, podrás escoger a tu criterio entre todos los colores de cualquiera de las columnas.

Referencia para paredes de color arena: Stone de Little Greene.

Las marcas de pintura que cuentan con varias colecciones suelen crear cartas de colores similares para facilitar la elección a quienes dudan.

En general, las paredes de color arena combinan bien con tonos verdosos, azulados o incluso rojizos. Todo depende, como es normal, de los gustos particulares. Hay que tener en cuenta que los tonos arenas son muy sensibles a la luz natural, y que presentan diferentes matices a lo largo del día, en función de la orientación solar.

Cómo podemos ayudarte

En Pinturas Sanguino disponemos de las marcas de pintura favoritas de los que son muy exigentes con el color. En este sentido, destacar dos marcas: Farrow & Ball, el fabricante de pinturas británico más conocido en nuestro país, con una carta de colores muy seleccionados, y Little Greene, menos conocido pero con los mismos estándares de calidad y colores muy exclusivos basados en exhaustivos estudios de pigmentos, muchos de ellos realizados en mansiones históricas inglesas.

En concreto, en la colección Stone de Little Greene podemos encontrar un buen número de los tonos para paredes de color arena de los que estamos hablando en este post. Disponemos de todos los colores de la marca en stock, y si dudas, podemos ofrecerte la opción de pedir, a través de nuestra tienda de pinturas online de primeras marcas, muestras de color en los pequeños sample pots, de 60 ml, que presentan el producto en el acabado Absolute Matt Emulsion.

Sample pots de colores Stone de Little Greene.

Además, puedes solicitarnos que acompañemos tu pedido de una carta de colores de la marca, para que con las pequeñas pestañas puedas también testar el color sobre la propia pared.

Necesitas ayuda en la elección de tonos para tus paredes de color arena, no dudes en contar con nosotros. Estamos aquí para ayudarte.