La pintura blanca ha sido siempre un superventas, pero desde que se vuelven a llevar las paredes blancas y el estilo nórdico, mucho más… La diferencia es que ahora no hay un solo color blanco, sino muchos blancos diferentes. Si quieres saber la razón, este artículo te interesa. Así aprenderás a elegir el blanco que realmente necesitas para tu proyecto…

Si has llegado a una tienda online de pinturas o has visto una carta de color de un fabricante buscando un solo color blanco, te habrá sorprendido la gran cantidad de matices blancos diferentes que existen. Quizá te has preguntado: “¿Qué necesidad hay de sacar tantos tonos si “el blanco es siempre blanco”…?” ¡Error!

Cada espacio necesita un blanco diferente, y el factor que va a determinar la elección es siempre la luz natural que recibe. Estas son las reglas básicas:

  1. Una habitación que mira a norte precisa un blanco cálido para amortiguar la luz fría que caracteriza esa orientación.
  2. En una habitación orientada a sur, los tonos blancos fríos contrarrestan el amarillo de la luz del sol.
  3. Un blanco neutro será la elección perfecta para un espacio con mucha luz y una orientación ideal (por ejemplo, este o sureste).

pintura blanca con matiz gris de farrow and ball color blackened

¿Por qué triunfa la pintura blanca en las casas?

Las paredes blancas vistieron durante muchos años las casas españolas. Después de dos décadas relegadas del interiorismo, volvieron ya hace unos años de la mano de la decoración nórdica.

El estilo escandinavo se caracteriza por los ambientes limpios sobre fondos blancos, las líneas simples, el minimalismo y lo funcional sin sacrificar los objetos bellos (solo unos pocos). Pero, sobre todo, se trata de evitar la acumulación de muebles y objetos y de dar la impresión de espacio diáfano. De ahí que los muebles a menudo se eleven sobre patas finas y no se asienten directamente sobre el suelo.

Además, las casas reflejan la naturaleza, con sus suelos de madera y las plantas naturales en macetas. Y los elementos que aportan calidez se basan en las texturas: alfombras con pelo o imitando falsas pieles, mantitas de pelo o tejidas con lana…

Como puedes imaginar, el marco ideal para el diseño nórdico son las paredes blancas, que reflejan la luz natural, tan escasa durante los largos y fríos inviernos del Norte de Europa.

Más consideraciones sobre la pintura blanca

  • La pintura blanca refleja el ambiente que hay alrededor. Si tu salón o dormitorio tiene un gran ventanal y unas agradables vistas a la naturaleza, eso es lo que reflejará la pintura blanca en las paredes.
  • Las paredes blancas son el fondo perfecto para poner de relieve muebles vintage o colecciones especiales de objetos…
  • La pintura blanca es la elección ideal si te gustan las tapicerías y las cortinas estampadas, ya que aporta una sensación de calma que difícilmente consiguen las casas llenas de color.

Los diferentes acabados de la pintura blanca

La pintura blanca mate es una gran elección, y además es tendencia. Básicamente, existen dos tipos de mates: el acabado mate extra, que podríamos definir como un mate rabioso, y el mate sedoso, que tiene un acabado parecido al de la cáscara de huevo, y que algunas marcas británicas definen precisamente como eggshell (cáscara de huevo en inglés).

Tiene un acabado aterciopelado, y una ventaja (o inconveniente) en función de la luz que reciba el espacio donde la vas emplear: refleja menos la luz que otros acabados.

El acabado satinado es perfecto para todas las estancias de la casa, pero en especial para cocinas, cuartos de baño y dormitorios infantiles. La razón es sencilla: es más resistente, y se limpia mejor, permitiendo que un simple trapo húmedo arrastre las manchas superficiales.

 

Qué blanco elegir para las paredes

Si vas a comprar pintura blanca conviene que tengas en cuenta que, según los matices, creará una atmósfera distinta en tu casa. Los diferentes tonos que se pueden observar en las pinturas blancas se deben a la adición de diferentes colores (amarillo, azul, gris….).

El  mejor consejo que podemos darte es probar con muestras de color sobre las propias paredes. Así verás las sensaciones que cada matiz de pintura blanca evoca en cada momento del día, y también podrás observar los cambios que sufre con la luz natural de la mañana a la noche, con luz natural y con luz artificial…

pintura blanca de farrow and ball

Cómo podemos ayudarte en tu selección de colores de pintura

En pinturas Sanguino contamos con un showroom de las mejores marcas de pinturas: Farrow&Ball, Little Greene, Bruguer… Cada uno de estos fabricantes ha ideado diferentes sistemas para probar los colores de sus pinturas acrílicas sobre las paredes.

  • Farrow&Ball cuenta con pequeñas latas de color que podemos propocionarte en nuestra tienda física y tienda online de pinturas.
  • Las pinturas Little Greene, por su parte, también disponen de pequeños botecitos con muestras de cada color.
  • Bruguer ha ideado un novedoso sistema de muestras similares a los marcadores de color para escritura, con los que, por solo 2 euros/unidad, puedes hacerte una idea muy concreta de cómo quedarán diferentes colores o pinturas blancas sobre tus paredes.

Y si dudas, siempre puedes contar con nuestro asesoramiento, ya que somos profesionales de la pintura con un negocio familiar que ya va por la segunda generación. ¿Necesitas pintura blanca y no sabes cuál elegir de entre todas las que tenemos en nuestra tienda online de pinturas? Puedes llamarnos, escribirnos por WhatsApp o rellenar el formulario, y estaremos encantados de atenderte.